Los niños de dos años estimulamos nuestros sentidos con diversas actividades. En esta ocasión nuestras seños nos trajeron variedad de plantas aromáticas que pudimos tocar, oler y probar. Hemos descubierto que las podemos cultivar y que sirven para cocinar y que son beneficiosas para nuestro cuerpo.

Al principio nos parecían todas iguales pero si te fijas bien tienen diferentes tonos de verde, más claros y más oscuros. Las hojas también son diferentes unas son más grandes y otras muy, muy, pequeñitas. Y algunas cómo la lavanda tienen flores. Después de descubrir sus características y propiedades, las mezclamos en un mortero y con mucho esmero llenamos bolsitas de tela que nos llevamos a casa. ¡Uuuummmm! ¡Qué bien huelen!

Los niños y niñas de Maternal descubren nuevas sensaciones con las plantas aromáticas

Los niños y niñas de Maternal descubren nuevas sensaciones con las plantas aromáticas

Ver fotos